tarotistas sin gabinetes buenas y fiables

La videncia natural, también conocida como clarividencia, es un don que tienen algunas personas desde el momento en el que nacen, y les sirve para poder ver ciertos acontecimientos pasados, presentes y futuros. Lo más habitual es que la vidente vea esta información a través de imágenes y que, con el paso del tiempo, aprenda cómo interpretarlas

 

Las tarotistas utilizan como herramienta una baraja de cartas en las que están escritas el devenir de la persona consultante. Dependiendo del tipo de consulta, es posible utilizar un tipo de tarot especial.

 

  • Por un lado, existen los tarots específicos, como el tarot tradicional, el tarot amor (pensado para personas que quieren saber la respuesta a un asunto económico), el tarot del dinero (para asuntos económicos), o el tarot de la salud.
  • También existen ciertos tipos de tarot más genéricos, como el Tarot de los Ángeles, Marsella, egipcio, gitano, y un largo etcétera.

Cuando se busca a una profesional para que se encargue de echarnos las cartas, elegiremos siempre a tarotistas buenas.

 

Lo cierto es que este oficio ha evolucionado mucho gracias a las nuevas tecnologías. Ahora no es necesario acudir a ver a la tarotista de manera física, sino que también se puede solicitar una consulta online, o través del teléfono.

 

A través de esta web podrás hablar con una tarotista que presenta sus servicios, con una larga serie de opiniones positivas a sus espaldas, Carmen Palop. Es muy buena y fiable porque acierta en sus predicciones. Además, no opera desde un gabinete de tarot, lo hace a través del teléfono.

 

¿Por qué es mejor elegir tarotistas sin gabinetes buenas y fiables?

Mayor compromiso

Carmen Palop te ofrece un trato mucho más personal, lo que le permite establecer un compromiso férreo que realmente le servirá para ayudarte a resolver problemas y/o a conocer las pautas que necesitas para actuar frente a una situación.

 

Esto es precisamente lo contrario a lo que se consigue con un servicio de gabinete. El problema de los servicios de videntes con gabinete es que cada consulta se tratará por una persona diferente: en el caso de que se quiera volver a llamar por la continuación de una consulta, o por alguna derivada, no es demasiado agradable tener que contar el caso desde el principio.

 

Las tarotistas fiables sin gabinete te ofrecerán el compromiso y creará un clima de confianza para que puedas contar con ella tantas veces como lo necesites.

 

Comunicación más fluida

La comunicación será mucho más fluida con tarotistas buenas sin gabinete. Y es que es mucho más fácil entendernos con tan solo una única persona, que cuando tenemos que hablar con varias (sobre todo, si llamamos más adelante).

 

Así se consigue generar un vínculo, lograr una mejor comunicación y un clima de confianza óptimo. Te será mucho más fácil expresarte con una persona a través de este clima, y de contarle todo lo que necesitas.

 

Al fin y al cabo, para que las cartas sean lo más fiables posible es necesario que haya un nexo entre la persona consultante y la tarotista. Ante cualquier duda, inseguridad o escepticismo, el resultado puede variar mucho.

 

Cuanto más nos esforcemos en que la tarotista nos conozca, mejores recompensas conseguiremos.

 

Profundidad

Al tener un trato mucho más cercano con las tarotistas sin gabinetes podremos conocerlas con un mayor nivel de profundidad. Puede que no tengamos los datos exactos, pero nos podremos hacer una idea de lo dilatada que es su trayectoria en el sector, cuál es su formación, algunos de sus casos de éxito. Toda esta información te ayudará a darte cuenta de que estás en las mejores ganas.

 

El problema de los gabinetes convencionales es que no tienes mucho tiempo para conocer a la persona que está al otro lado del teléfono.

 

Al haber mucha más confianza, se generará un vínculo afecto que logrará elevar la precisión de la predicción.

 

Ahorro económico

Además, también debes tener en cuenta que las tarotistas fiables sin gabinete no cuentan con intermediarios que puedan incrementar el precio, lo que supondrá un ahorro muy importante en la llamada. De este ahorro se podrá beneficiar tanto el cliente, como la propia tarotista.

 

Es cierto que el precio nunca debería ser un factor decisivo a la hora de contratar estos servicios, pero tampoco es algo que se deba descuidar.

 

Las consultas más habituales en el tarot

Las consultas que se pueden hacer al tarot son muy variadas, y pueden versar sobre cualquier área de la vida de la persona consultante, incluso hasta podemos preguntar por otras personas. Puede ser un buen recurso para arrojar algo de luz en nuestras vidas, para tener algo de perspectiva sobre aquellos momentos en donde parece que el pesimismo se ha vuelto el dueño de nuestras vidas, para conseguir apoyo extra que nos permita seguir adelante.

 

Las buenas tarotistas como Carmen Palop buscan ayudar a cualquier consultante que acuda a su consulta, o que haga la llamada telefónica. Una tarotista profesional utiliza sus dones y su sensibilidad para conectar con el consultante desde el primer momento, agilizando la tirada y consiguiendo la máxima fiabilidad de la misma.

 

Como hemos comentado, al tarot se le puede preguntar de todo, aunque estas son las consultas más habituales:

 

  • Consultas de amor: una consulta de amor podría estar relacionada con si es el momento de declararse a esa persona que tanto nos gusta. También podría indicarnos si nuestra pareja nos está siendo infiel, si es nuestra media naranja, si se va a presentar esa persona tan especial en nuestras vidas de una vez por todas, etc. Las consultas del tarot amor también incluye tengas que van más allá de relaciones de pareja, como amistades o asuntos familiares.
  • Consultas laborales: teniendo en cuenta la complejidad del ámbito laboral, y la crisis que hemos vivido hasta hace pocos años, es normal que las consultas de trabajo sean muy populares en el tarot. Podemos preguntar si vamos a encontrar trabajo este año, si es buen momento para pedir un ascenso o para cambiar de trabajo, si se va a solucionar ese problema que tanto nos aterra, etc.
  • Consultas económicas: estas consultas están directamente relacionadas con el punto anterior. Pueden ser una buena manera de saber si es el momento de hacer un alto desembolso económico (como puede ser irse de vacaciones), si vale la pena invertir en esa casa o en ese coche, si el negocio que hemos montado va a prosperar, etc.
  • Consultas sobre la salud: el amor y el dinero son dos factores muy importantes en nuestra vida, pero nunca debemos olvidar que, si no hay salud, no hay nada. Las consultas más habituales sobre la salud en el tarot suelen relacionarse con la evolución de enfermedades, tanto propias, como de familiares y amigos.

Tanto como si tienes alguna consulta relacionada con estos temas, o sobre cualquier otro, acude a tarotistas sin gabinetes buenas y fiables. La tarotista Carmen Palop podrá ayudarte en cualquier encrucijada en la que te encuentres.

 

Principales tipos de tiradas de tarot

El tarot tiene una gran historia a sus espaldas. Hay algunas referencias que indican que se practicaba desde el Antiguo Egipto por los jeroglíficos que aparecen en algunas barajas. Lo que está claro es que ha evolucionado, y ahora existen diferentes tipos de tiradas de tarot.

 

La tarotista elegirá la más adecuada basándose en la naturaleza de la consulta, a su experiencia y a las preferencias de los consultantes.

 

Estos son algunos de los tipos de tiradas de tarot que suelen elegir las tarotistas buenas:

 

Tirada sí o no

La tirada sí o no es una de las más comunes que utiliza las tarotistas sin gabinetes buenas y fiables. Esta elección se centra en que es un tipo de tirada muy rápida, aunque tan solo se aplica a aquellas preguntas que se pueden contestar con un “sí” o con un “no”. Ahora bien, en el caso de que se quiera concretar, se podrá seguir con otras tiradas de tarot.

 

La persona consultante pensará en una pregunta y después tomará una carta del mazo de tarot para recibir la respuesta en cuestión.

 

Lo más habitual es que se utilice esta tirada para tomar una decisión cuando se abren varios cambios, para la toma de decisiones de importancia.

 

Tirada en cruz

Si se buscan respuestas más específicas, entonces pide a la tarotista la tirada en cruz. Aunque si bien es cierto que muchas tarotistas iniciadas utilizan este método, tan solo confía en tarotistas fiables y con una dilatada experiencia para conseguir la máxima precisión posible.

 

Para empezar, el individuo debe formular la pregunta sin dar demasiados detalles. Para ello, es necesario que esté sumido previamente en un estado de tranquilidad, en una atmósfera adecuada lejos de cualquier sentimiento negativo. Si siente algún tipo de resentimiento, ira o cólera, es mejor dejar la tirada para más tarde.

 

Aunque dependerá del método que siga cada tarotista, lo más habitual es barajar las cartas y cortarlas utilizando la mano izquierda.

 

  • Primera carta: el significado de la misma aludirá a lo que es favorable según la cuestión que se ha formulado.
  • Segunda carta: ¡todo lo contrario! El significado nos indica todo lo que se contrapone a la cuestión.
  • Tercera carta: la tercera carta será la fuerza mayor. Hace referencia a las fuerzas que están por encima del consultante.
  • Cuarta carta: nos indica un resultado posible.
  • Quinta carta: esta carta se coloca en la parte del centro y se toma como si fuera una síntesis de todo, como un resumen.

Solo las tarotistas buenas podrán interpretar las cartas como cabría esperarse, y sintetizar finalmente agregando información de interés.

 

Tirada del nombre

La tirada del nombre se lleva a cabo sobre aquellas consultas relacionadas con personas que no se encuentran allí en ese momento.

 

  • Puede usarse para conocer la personalidad de una persona con tan solo saber su nombre.
  • Puede utilizarse como una fórmula para interpretar situaciones pasadas, presentes y del futuro.

La tarotista colocará las cartas solo si detecta que la persona consultante se encuentra relajada y aislada. Las cartas se manejan boca abajo y tan solo se revelarán al colocarse sobre la mesa. La pregunta debe ser concisa y concreta. Por lo general, se saca el mismo número de cartas que letras tiene el nombre de la persona que hace la consulta (en el caso de que estemos hablando de un nombre compuesto, también se tendrán en cuenta las letras).

 

Para hacer la correcta interpretación, la tarotista empezará desde la parte izquierda y se analizarán los arcanos hasta llegar a la parte de la derecha. En la tirada del nombre se tiene en cuenta tanto el significado de cada Arcano, como la posición que ocupa en la misma.

 

Tirada de las tres cartas

Terminamos con la tirada de las tres cartas, un tipo de tirada que, como la de sí o no, también está pensada para conocer respuestas rápidas a preguntas específicas.

 

Cuando el consultante se haya concentrado sobre el tema y haya formulado la pregunta, se barajarán las cartas y se elegirán tres.

 

  • Primera carta: se coloca en la izquierda y se relacionará con todo lo que se tiene en contra.
  • Segunda carta: se coloca a la derecha e indica todo lo que está a favor.
  • Tercera carta: se coloca en el centro de las dos anteriores y será la que establezca el resultado de la tirada.

Como ocurre con la tirada del sí o no, las tarotistas fiables pueden optar por otro tipo de tirada de tarot si se quiere ampliar información.

 

Confía en tarotistas fiables para conseguir una tirada fiable

Ahora que ya conoces las ventajas de elegir tarotistas sin gabinetes buenas y fiables, las consultas más habituales, y los principales tipos de tiradas de tarot, si quieres saber qué te deparan las cartas, no dudes en llamar al número de una tarotista.

 

Te garantizamos compromiso, fluidez, comunicación y que serás capaz de encontrar la respuesta o respuestas que estás buscando. Además, el servicio es muy económico, adaptándose a todo tipo de bolsillo. ¡Es la hora de conocer nuestro futuro!